Jul 202008
 


Las últimas perlas del diario nacionalcatólico YA, resucitado recientemente con la colaboración de elementos como Aquilino Polaino o el ex alcalde de Madrid Álvarez Manzano (PP):


Pueden parecer bromitas fáciles sacadas de una película de Pajares y Esteso pero cierto sector de la iglesia tiene que comprender que si nos faltamos al respeto todos, podría emplear yo el uso de la “blasfemia”, cosa que no voy a hacer por respeto a quien crea en lo que yo no creo, y porque considero inútil el evocar con malas palabras eso en lo que no creo. Y si empleamos el chiste grueso, que parece ser el estilo de esta editorial, ¿recomiendo yo desde aquí a los padres españoles que para lograr que sus hijos lleguen vírgenes al matrimonio los mantengan alejados de las personas con sotana?



La cabalgata impúdica que pagamos todos




Un año más, Madrid ha acogido la cabalgata del Orgullo Gay, que ha sido comentada luego con la habitual sarta de embustes tan propia de esta sociedad manipuladora en la que vivimos.

La tolerancia es siempre la palabra mágica que sirve de coartada para poder hacer y deshacer con absoluta falta de las más elementales normas de convivencia y educación cívica.

Al margen de lo que uno pueda pensar sobre el colectivo homosexual, la célebre cabalgata de carrozas gays es de los espectáculos más siniestros y vergonzosos que el género humano puede protagonizar.

Porque para reivindicar los derechos de la (por ahora) minoría homosexual, no es necesario montar este lamentable show callejero.
En el hipotético caso de que los gays y las lesbianas se viesen perjudicados en el ejercicio de sus derechos (mayormente, quienes nos vemos perjudicados solemos ser los “heteros”), no sirve para nada práctico esa exhibición pública de indecencia y falta de moralidad.
 
Es ciertamente penoso que una ciudad como Madrid, donde gobierna el Partido Popular, consienta algo tan chabacano y sucio como ese desfile de personajes abominables, evocadores de los peores rincones del Averno, con su lenguaje obsceno y su presencia impura.
Personajes que, además, suelen aprovechar la ocasión para insultar, vejar y calumniar a la jerarquía eclesiástica sin que nadie mueva un dedo para impedirlo. (…)
 
 
La semana ha dado para más: la institución ex-dueña de las múltiples iglesias que tuvieron que vender en Estados Unidos para pagar las multas por meter la mano debajo de las bragas y los calzoncillos de los niños tras darles la hostia para comulgar, aun tienen más artillería.
Cientos de años de sumisión forzosa so pena de morir en la hoguera o fusilado tras haber sido denunciado por el cura al que habías confesado tu rojerío deben producir una sensación de autoridad mal entendida de la que debe ser muy dificil deshacerse.
De las víctimas de abusos de menores por parte de los “siervos del señor” que fueron a hablar con Ratzinger esta semana en su visita a Australia ni hablar, claro.
 
Zapatero ha dicho que no habrá referendum. De la Vega, lo mismo. Todos los ministros socialistas a los que se les ha preguntado por la cuestión, han asegurado que la consulta ilegal no se llegará a efectuar. Esperemos, y después juzgaremos. Pero que nadie pierda la perspectiva ni la jerarquía de los problemas: antes que la crisis económica está la unidad de nuestra patria, garante de los derechos y libertades que todos nos hemos dado y raíz de nuestra identidad como pueblo.
La Iglesia tiene más de 2000 años de experiencia en gestión de asuntos humanos, y el Sucesor de Pedro no abre ni cierra los ojos sin que intervenga en ello el Espíritu Santo. Por eso, quizá, a pesar de que corren malos tiempos, los católicos sabemos que no podrán con nosotros, que veintiún siglos de Historia han bastado para demostrar que nada ni nadie logrará nunca derrotar al Bien. Que nuestro Padre nos ilumina y sostiene en la adversidad, aunque el Maligno esté echando horas extra de lunes a domingo.


Imagen izquierda: Carta de una víctima al sacerdote que le agredió
V
isita d
el Papa suscita protestas en Australia

Canberra, 12 jul (PL) Peregrinos de 170 países permanecen hoy congregados en Sydney, la mayor y más antigua ciudad de Australia, en espera del Papa Benedicto XVI, cuya visita también provoca protestas.

El Sumo Pontífice llegará mañana para presidir los festejos por el Día Mundial de la Juventud , que comenzó a celebrarse en Roma en 1986 y cada tres años se reeditan en una ciudad diferente del mundo.

Pero los elevados costes de ese acto, así como las alteraciones en el tráfico de Sydney suscitaron manifestaciones de rechazo.

También las víctimas de abuso sexual por sacerdotes en Australia planean realizar una marcha.

El grupo “NoToPope”, en tanto, entregará preservativos a modo de protesta durante la estancia de Benedicto XVI.




  6 Responses to “aY, aY, aY, aY”

  1. Pero ¿todavía sigue publicándose esa hoja parroquial?

  2. […] El diario YA¡, que vivió su plenitud durante el franquismo y cerró hace algunos años sus imprentas ha resucitado recientemente con la colaboración de elementos como Aquilino Polaino, el psicólogo fascista que el PP llevó al senado para insultar gravemente a los homosexuales, o el ex alcalde de Madrid Álvarez Manzano (PP).Así relatan la celebración del día del Orgullo Gay: […]

  3. El cristofascismo nacionalcatólico del diario YA…

    Las últimas perlas del diario nacionalcatólico YA, resucitado recientemente con la colaboración de elementos como Aquilino Polaino o el ex alcalde de Madrid Álvarez Manzano (PP): insultos a los homosexuales (hechos por quien…

  4. Los fascistas que abusan de niños y tienen contratados a terroristas ideológicos para sus programas de radio dan lecciones de moral.
    Que se la metan por donde la espalda pierde su santo nombre

  5. Este diarucho renacido de fascistas es otra prueba de lo demoicratica que es la iglesia tambien si nos ponempos a pensar como la linea editorial de este panfleto fascista podemos decir que ¿para que tiene que existir las profesiones de Semana Santa ? que tambien es algo que pagamos TODOS ( incluso los no creyentes ) ¿ o es que la comparsa que lleva la figura de la virgen que sea no es un show callejero ? ¿ o es que no cortan las calles para que tipos disfrazados con capuchas y trajes que recuerdan al Ku Kux Klan paseen con musica y objetos religiosos mientras gente algunos borrachos otros no vitorean y aplauden ? pues si eso no es un show callejero no se lo que es

  6. Tal cual lo siento, lo digo, si tengo hijos a un cura no se van a acercar.

 Leave a Reply

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

(required)

(required)