Ene 282008
 

Así se titulaba el artículo escrito por Eduardo Haro Tecglen en 2005 donde hablaba sobre la persecución laboral y acoso mediático al que Esperanza Aguirre y sus amigos de La Caverna estaban sometiendo a los profesionales del Hospital de Leganés, a los que quería culpar de sedar irregularmente a casi 400 pacientes.
Hoy el TSJM ha confirmado el archivo del caso y retira las alusiones a una supuesta mala praxis de la instrucción anterior.


Al igual que ocurrió con el “caso Bono”, Aguirre se olvidará del tema, ya ha dicho que no piensa pedir disculpas, dará orden a Telemadrid de que lo cuente como ella quiere, y La Caverna silenciará esta última decisión judicial.

Dentro de dos semanas los seguidores de la libegal seguirán pegando de foro en foro que “hubo mala práxis médica” , igual que siguen diciendo que hay censura donde no la hay, o que el PSOE detiene militantes del PP como hacía Stalin. Mientras ella sigue pensando en lo suyo: la sucesión de Rajoy.

¿Quién le devuelve ahora al doctor Montes y su equipo lo que Esperanza Aguirre se niega siquiera a reconocer? El presidente de Venezuela debería tomar nota de qué es lo que hay que hacer para perpetuarse en el poder : que lea “La Presidenta”.


 Leave a Reply

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

(required)

(required)